El caso de Joanes Molina

Joanes Molina, Iruñea 1994.

Carta abierta de Joanes

No soy muy dado a contar este pasaje de mi vida, de hecho muy pocas personas que me hayan conocido desde que pasó me han oído contarles nada. Supongo que es de esas cosas que decides guardar muy dentro de ti para toda la vida.

Este Junio se cumplen 18 años del suceso y aún lo sigo recordando como si fuera ayer. Caprichos de la memoria, supongo. Como decía, esto ocurrió en Junio de 1994.

No recuerdo la fecha exacta y tampoco me importa. Era Junio, habían acabado las clases, tenía 16 años y estaban intentando desalojar el gaztetxe Euskal Jai. Recuerdo que hubo una manifestación y que se sucedieron las cargas en el casco viejo.
Había mucho policía por las calles y decidí esperar a que se tranquilizara el tema para volver a mi casa, ya que por aquel entonces vivía en el caso viejo.
Un amigo se ofreció a acompañarme a casa, pero le dije que no hacía falta, ya había tenido que sortear unas cuantas veces los disturbios que se originaban a menudo en nuestras calles. Estaba anocheciendo y todo se veía más calmado. Una vez llegué a mi calle se dio una carga de la policía que me hizo correr, fruto de la adrenalina pasé de largo mi portal pensando que no me daría tiempo a sacar las llaves y entrar. Tras unos minutos en los que todo parecía tranquilo, decidí volver a casa.
Cuando llegaba, me encontré a mi hermano asomado a la ventana de casa. Hablé un poco con él y le dije que subía ya (el portal estaba calle arriba), con tan mala suerte que cuando me acercaba al portal, unos policías antidisturbios se acercaban escondidos entre los coches.
Normalmente solían ir por el medio de las calles, y se les veía de lejos, pero estos estaban muy cerca y no me daba tiempo a llegar a casa, con lo que volví a huir, pero me topé con otros policías que venían de frente. Estaba atrapado entre dos grupos de policías.
Recuerdo que estuve años dándole vueltas a las decisiones que tomé aquella noche, pude haber llegado un minuto antes a casa, no haber hablado con mi hermano o coger otra dirección en mi huida. Pero con el tiempo entendí que no había marcha atrás y que por más vueltas que le diera no iba a cambiar el pasado. Yo estaba entre dos coches escondido y había un par de chavales más mayores en mi misma situación escondidos entre otros coches.
No sabía que hacer y los policías iban mirando entre y debajo de los coches. Así que cuando ya estaban muy cerca de mí, decidí correr hacia un parque cercano que estaba enfrente. Si llegaba, podría escapar por la zona amurallada y ya vería como volver a casa más tarde. Salí corriendo y en pocos segundos escuché un pelotazo que por suerte no me dio, así que seguí corriendo hasta que note un fogonazo y todo se volvió blanco.
Recobré el conocimiento siendo arrastrado por la hierba.
Una mano me tenía cogida la camiseta por la espalda y me dejó junto a la acera. Estaba desorientado, con la camiseta llena de sangre y no veía nada del ojo izquierdo. Instintivamente me llevé la mano a la cara y tenía todo hinchado y sangrando. En algún momento vomité debido al malestar que sentía. En esos momentos me vino un policía a hablar, estaba sentado en la acera rodeado por ellos y me empezó a decir algo tal que así:
¿Ves para que sirve vuestra lucha? Mira lo que te ha pasado.

A lo que le respondí que yo no había hecho nada, que vivía en el barrio y que volvía a casa. Me pidieron el DNI y lo comprobaron, y una policía dijo “Vive al lado, ¿llamamos a su casa?”. Pero su superior le dijo que no, que llamaran a una ambulancia.

No sé el tiempo que estuve en esa situación, pero creo que la ambulancia tardó mucho en llegar. Sí que recuerdo discutir bastante con el policía que estaba empeñado en decir que todo esto era culpa mía y yo le insistía que no había hecho nada. Así que al rato debieron de cambiar de estrategia y vino otro policía a hablar conmigo. Este era el “poli bueno” y me empezó a contar que me habían encontrado tirado en el suelo, que me había pegado una pedrada “uno de los míos” y que habían llamado a una ambulancia.

A día de hoy sigo dándole vueltas a esa conversación. ¿De verdad ese policía creía que le iba a creerme esa historia? Bueno, supongo que debía estar en estado de shock.
Una vez llegó la ambulancia, recuerdo que me quería dormir y que no me rompieran la camiseta, pero no conseguí ninguna de mis dos peticiones. Una vez en el hospital vi a mi madre llorar, le dije que no lo hiciera, que yo estaba bien y que veía bien por el otro ojo. Me sentí fatal por ver a mi madre en esa situación.
Estuve toda la noche en la UCI sin poder dormir, boca arriba y sintiendo cada pocos minutos como un hilillo de sangre iba cayendo por mi mejilla. Posiblemente la noche más larga de mi vida. Aún estando en esa situación no debí de perder el sentido del humor, ya que recuerdo reírme al ver al abuelo de al lado sujetarse a la pierna de la pobre enfermera de guardia en lugar de a la cama.

Al día siguiente me operaron y comprendí la gravedad del asunto. El parte médico decía que tenía fractura de pómulo, estallido del globo ocular izquierdo y una burbuja de aire en el cerebro. No podía apenas abrir la boca y tenías la cara entre morada y amarilla, supongo que debía de dar mucha impresión verme así, porque recuerdo perfectamente como le cambiaba la expresión de la cara a quien venía a visitarme.
Estuve unas 2 semanas ingresado sin poder comer nada sólido. Sé que en urgencias le dijeron a mi madre que si el golpe hubiera sido unos centímetros más hacia el oído podría haber sido fatal. Esto lo supe yo años después. Paradójicamente guardo muy buenos recuerdos de esos días y nunca podré agradecer lo suficiente a la gente el apoyo que me dio. Los amigos, la familia y mucha gente que apenas me conocía vinieron a ver cómo estaba, pasaron noche junto a mi o me trajeron flores, bombones y hasta algún que otro comic… Supongo que es en esos momentos donde se ve quién merece la pena.
Gracias, de verdad
Puede que no os haya sabido trasmitir mi agradecimiento y espero que estas líneas lo puedan hacer. Os tengo muy guardados dentro de mí.

Ese verano de 1994 fue el verano en que mi edad del pavo se acabó para siempre. No tuve que volver a operarme ya que la burbuja del cerebro se absorbió por sí misma y el hueso se quedó en su sitio. Pero con el tema del ojo estuve años a vueltas. Los primeros meses con cuidados continuos y cuando la zona se fue quedando mejor, empezó el tema de la prótesis, aunque yo siempre la he llamado lentilla.

Continuos viajes a Bilbao a una clínica y empezar a vivir sin la visión de un ojo. Desde fuera supongo que parecerá una tontería, pero creedme, cuesta acostumbrarse, medir las distancias, hacerse a la idea del espacio, cosas tan sencillas como coger la bici o sacarme el carnet de conducir me costaron su tiempo. Y luego está el tema estético. Durante años estuve convencido de que nunca le podría gustar a nadie, me negaba a mirarme en el espejo porque me daba miedo lo que veía. Unas gafas de sol me acompañaron los primeros años. Incluso alguna noche que salí con mis amigos, lo que me conllevó aguantar unas cuantas gracias por parte de la gente que desconocía el motivo de aquellas grandes gafas oscuras. Por suerte el tiempo esa vez no me dio la razón y pude salir adelante y recuperar mi autoestima, no sin alguna noche en vela en el camino.

El tema jurídico lo llevo mi madre y no tengo todos los detalles ya que era un crío y realmente me superaba, pero sí que os puedo contar un poco en líneas generales cómo fue. Como no pude identificar al agente que disparó, no podíamos denunciarle por la vía penal. Cualquiera que vea un policía con el equipo de antidisturbios entenderá que no tienes nada que hacer en ese aspecto, ya que no suelen ir identificados y van con la cara tapada. Por eso fuimos por la vía civil contra el estado por ser el responsable directo de la policía.
La policía cambió su versión de los hechos en una o dos ocasiones y lo último que declararon fue que me encontraron mientras ellos se retiraban debido a los graves disturbios que había por la zona. Vamos, que me auxiliaron mientras se retiraban.
Me habían encontrado tirado según su versión. Ya ves, de agresores a rescatadores, lo raro es que no recibieran alguna medalla mis héroes. Yo llevaba 3 testigos, vecinos de la calle donde ocurrió todo que vieron desde sus ventanas cómo salía yo corriendo y la policía disparaba. Las ramas de un árbol impedían ver el momento exacto en que caía pero sí que vieron que la policía me disparaba. Al juez le debieron de parecer mal esos testigos ya que parece ser que todos entraban en uno de estos grupos: Ser vecinos míos, ser de mi edad o ser de mi corriente ideológica.

Por esos motivos el señor juez no les daba mucho crédito. A día de hoy sigo sin saber cómo sabe un juez qué corriente ideológica puede tener un crío de 16 años o sus vecinos a los que no conoce de nada y por supuesto que es evidente que un testigo de algo así tiene que ser vecino, ya que los hechos ocurrieron sobre las 10 de la noche. Además buscó constantemente contradicciones en mi declaración. Supongo que es lo que tiene no haber declarado nada en la vida, que no das los detalles tan bien como exige un juicio. En todo momento me hicieron sentir más como el culpable de algo en lugar de la víctima.

En el parte médico se decía que la herida había sido hecha de forma limpia (no había restos de nada ni cortes) por lo que en principio se descartaba una piedra o una caída, pero claro, tampoco podían asegurar que hubiera sido una pelota de goma, con lo que tampoco sirvió de mucho el informe.
Recuerdo que recurrimos todas las veces que nos permitió la justicia y que no sirvió para nada. Los testigos, el parte médico y mi declaración no eran suficientes. Así que, años después, decidí olvidar el tema y seguir adelante. Hasta que hoy he visto el caso de varias personas que han perdido un ojo por pelotas disparadas por los Mossos de Escuadra. Ellos se han mostrado al mundo sin sus prótesis para mostrar lo que hay detrás de cada pelota de goma, un acto que me ha parecido muy valiente. Desde aquí toda mi solidaridad para ellos y para quienes han sufrido la violencia de la policía en primera persona, a Xuban Nafarrete recientemente herido en Gazteiz y a Iñigo Cabacas que tras un partido del Athletic de Bilbao recibió un pelotazo en la cabeza y a tantos y tantos heridos durante años que han permanecido en silencio con su sufrimiento y su propia historia. Sé lo que habéis sufrido pero también sé que se puede salir adelante. No estáis solos, hay mucha gente dispuesta a ayudaros. No lo olvidéis.

A día de hoy no guardo odio para quienes me hicieron esto, no merece la pena vivir odiando a nadie, lo que pasó, pasó, y hay que superarlo. Pero sí que me apetecía contaros lo que ocurrió realmente y que pueda servir para que no le pase a nadie más. Nadie se merece vivir eso y creo que se podría evitar quitando las pelotas de goma del material antidisturbios y haciendo que se investiguen de verdad estos hechos.
Tras escribir estas líneas me he enterado de la muerte de Iñigo. Mi más sentido pésame para su familia y amigos. Iñigo gogoan zaitugu.

Joanes Molina. Iruñea. 9-4-2012

El caso de Joanes Molina

Justícia per Iñigo. Escac al model policial!


2CABEZERAEl passat dissabte van concloure, amb una manifestació a Bilbao, les jornades en memòria d’Iñigo Cabacas, el jove de 28 anys mort fa 1 any per un impacte de bala de goma disparat per un policia de la Ertzaintza.
Els companys i companyes de la Plataforma Iñigo Gogoan ens han informat de l’evolució del procés legal i hem pogut contrastar aquest cas amb els de Catalunya.

“Hi ha una persona morta i una autòpsia que demostra que va ser per una bala de goma.”

Com es fàcil d’entendre la gran diferencia és que en aquest cas hi ha una persona morta i una autòpsia que demostra que va ser per una bala de goma.
En el cas de l’Iñigo, abans que els metges confirmessin la seva mort després de 4 dies en coma, la Conselleria d’Interior del Govern Basc descartava la possibilitat que hagués estat per una bala de goma. L’autòpsia va fer canviar la versió.

“Hem d’arribar a tenir un mort per fer caure aquest mur d’irresponsabilitat institucional?”

Aquesta postura no ens va estranyar, ja que és la mateixa de la Conselleria d’Interior de la Generalitat. Una altra vegada demanem al Conseller d’Interior si hem d’arribar a un mort i una autòpsia per fer caure el que considerem és un mur d’irresponsabilitat institucional.
Fa anys que avisem que les bales de goma, siguin de cautxú o de foam, són armes letals, maten, i només amb sort, mutilen.
Sempre ho hem fet amb documents oficials de metges i científics, així com estudis duts a terme en altres països, inclosa la mateixa Comissió Europea que va recomanar (perquè no pot fer més) la seva abolició.

“En un cas d’accident sempre hi ha una responsabilitat objectiva”

En el cas de l’Iñigo, ara la Conselleria està dient que va ser un accident i que per això no es pot donar la responsabilitzar a ningú.
Per més que en un cas d’accident sempre hi ha una responsabilitat objectiva (això passa en tots els contextos, per exemple a un automobilista que atropella a una persona), hi ha molts testimonis que desmunten la versió que allí hi havia aldarulls. De fet, en 1 any, el jutge només ha recollit declaracions.

“Entreu amb tot el que tenim”

A més, en aquests dies s’han fet públiques les gravacions internes (Audio | Transcripció) de la Ertzaintza d’aquella nit i s’escolta perfectament l’ordre: “entreu (a la zona a on estava l’Iñigo) amb tot el que tenim”.
Així que ens sumem a la Plataforma Iñigo Gogoan i a la societat basca per a demanar justícia, ja que no va ser un accident.

“Proposta per reformar un model policial que esdevé malalt. Un escac al model policial.”

Amb la mateixa Plataforma hem plantejat la necessitat de fer un pas més enllà en aquesta injustícia tan evident. Un pas que va des de la denúncia a la proposta d’un diferent model policial. Un model que ha de néixer amb la contribució de totes les entitats i persones que estan involucrades en aquest tema. Un model que proposi canvis de programa en les agendes polítiques dels partits, que fins ara mai han fet propostes per reformar un model de gestió de l’ordre públic que esdevé malalt i que funciona amb evidents influències repressives antidemocràtiques.

Des de Catalunya, demanem justícia per Iñigo Cabacas, pels seus amics i amigues, per la societat basca i sobretot pels seus familiars, als qui hem tingut l’oportunitat de demostrar personalment el nostre suport.

No ens aturarem! Sumarem forces fins a la prohibició d’aquestes armes!

Iñigo Gogoan! Iñigo Justizia!

Prou Violència Policial! Prou Impunitat!

+info: http://poliziaereduarixake.blogspot.se



2CABEZERAEste sábado 13 de abril concluyeron, con una manifestación en Bilbao, las jornadas en memoria de Iñigo Cabacas, el joven de 28 años que un año atrás murió por el impacto de una bala de goma disparada por un miembro de la Ertzaintza.
Las compañeras y compañeros de la Plataforma Iñigo Gogoan nos han informado de la evolución del proceso legal y hemos contrastado este caso con los de Catalunya.

“Hay una persona muerta y una autopsia que demuestra que fue por una bala de goma.”

Como es fácil entender, la gran diferencia es que en este caso hay una persona muerta y una autopsia que demuestra que fue por una bala de goma. En el caso de Iñigo, antes que los médicos confirmaran su muerte tras 4 días en coma, la Consejería de Interior del Gobierno Vasco descartaba la posibilidad que hubiera sido una bala de goma. La autopsia obligó a cambiar la versión.

“Es necesario llegar a un muerto para hacer caer este muro de irresponsabilidad institucional?”


Esta postura no nos extrañó, es la misma de la Conselleria d’Interior de la Generalitat.
Otra vez preguntamos al Conseller d’Interior si es necesario llegar a un muerto y a una autopsia para hacer caer lo que consideramos es un muro de irresponsabilidad institucional.
Llevamos años advirtiendo que las balas de goma, sean de caucho o foam, son armas letales, matan y sólo con suerte mutilan.

Siempre lo hemos hecho con documentos oficiales de médicos y científicos, así como con estudios realizados en otros países, incluida la Comisión Europea que recomendó (porque no puede hacer mas) su abolición.

“En caso de accidente siempre hay una responsabilidad objetiva.”

En el caso de Iñigo, ahora la Consejería de Interior está diciendo que fue un accidente y que por este motivo no se puede responsabilizar a nadie.

Aunque en caso de accidente siempre hay una responsabilidad objetiva (esto ocurre en todos los contextos, por ejemplo cuando un automovilista atropella a un peatón), hay muchos testigos que desmienten la versión de que allí hubieran disturbios. Hasta el momento, un año después, el juez sólo ha recogido declaraciones.

“Entrar con todo lo que tenemos”

En estos días se han hecho públicas las grabaciones internas (Audio | Transcripción) de la Ertzaintza de esa noche y se escucha claramente la orden “entrar (en la zona donde estaba Iñigo) con todo lo que tenemos”.
Nos sumamos a la Plataforma Iñigo Gogoan y a la sociedad vasca para pedir justicia, ya no fue un accidente.

“Propuesta para reformar un modelo policial que deviene enfermo. Un jaque al modelo policial.”

Con la misma Plataforma hemos planteado la necesidad de dar un paso más allá en esta injusticia tan evidente. Un paso que va de la denuncia a la propuesta de un modelo policial diferente, un jaque al modelo policial.
Un modelo que debe nacer con la contribución de todas las entidades y personas involucradas en este tema. Un modelo que proponga puntos de programa en las agendas políticas de los partidos, que hasta el momento nunca han hecho propuestas para reformar un modelo de gestión del orden público que deviene enfermo y que funciona con evidentes influencias represivas antidemocráticas.

Desde Catalunya pedimos justicia para Iñigo Cabacas, para sus amigas y amigos, para la sociedad vasca y en especial para sus familiares, a los que tuvimos la oportunidad de demostrar personalmente nuestro apoyo.

No pararemos. ¡Sumaremos fuerzas hasta la prohibición de estas armas!

Iñigo Gogoan! Iñigo Justizia!

Prou Violència Policial! Prou Impunitat!

+info: http://poliziaereduarixake.blogspot.se


http://www.slideflickr.com/slide/VtnzdxHS

Justícia per Iñigo. Escac al model policial!

Comunicat de premsa de la Iniciativa Popular Iñigo Gogoan

Publiquem el comunicat difós per la Plataforma Iñigo Gogoan, nascuda després l’assassinat de Iñigo Cabacas per una bala de goma disparada per un Ertzaintza, i en relació a les comunicacions internes a la policia aquella nit del 5 de Abril 2012. Iñigo Justizia!

NOTA DE PRENSA DE LA INICIATIVA POPULAR: IÑIGO GOGOAN

Las grabaciones publicadas en el periódico GARA de las conversaciones de la noche del 5 de abril de 2012 donde mataron a Iñigo Cabacas, han dejado sin aliento y llenas de frustración a todas las personas que lo hemos leído. La publicación evidencia el asesinato que llevan un año encubriendo y que más de uno y de dos tienen sus manos manchadas de sangre.

Arrebataron la vida a Iñigo Cabacas y no contentos con eso, se han pasado un año riéndose de todos y todas nosotras omitiendo y negando estas informaciones. Es deplorable para el anterior gobierno que estas informaciones hayan llegado a nosotras a través de la prensa. ¿Qué imagen es esta? ¿Qué responsabilidad?
¡Lo que es, es una falta de respeto!
¡Sobre todo hacia la familia y amistades de Iñigo!

El tiempo nos está aclarando lo que ya sabíamos, que hay muchas manos manchadas de sangre, con sangre de Iñigo Cabacas.
Las suyas, “Ugarteko”, las primeras, que mandó cargar pese a que los agentes que veían lo que pasaba indicaban una y otra vez que allí estaba todo tranquilo. Después de lo sucedido, ¿qué seguridad podemos esperar con una Central de la Ertzaintza que da ordenes semejantes? Por esto, exigimos el cese inmediato del cargo responsable de esa orden y su inhabilitación.

Los siguientes que tienen sus manos manchadas: Rodolfo Ares y Felipe Varela, por esconder la verdad a la sociedad; maquillarla y desviar la atención.
Uno de los responsables de patrulla, que estaba allí, ya indica en ese mismo momento que una persona ha sido alcanzada por un pelotazo y ambos han defendido en sus apariciones públicas que eso nunca había pasado.

Cada uno ha intentado escurrir el bulto, dejando el Departamento de Interior o marchándose a Sevilla, pero la sangre de un joven inocente no desaparece.
Son responsables absolutos de lo sucedido.

También exigimos su cese inmediato, por su responsabilidad directa en la orden que acabo con la vida de Iñigo y la posterior no investigación y ni depuración de los hechos.
Instamos a los y las agentes que participaron en el operativo de aquella noche, a plantarse y a no dejar que esto siga adelante como si nada hubiera pasado, mataron a una persona por ordenes de alguien que ni siquiera estaba allí.

Exigimos al actual Gobierno que no siga los pasos de sus antecesores, tienen la oportunidad de demostrar que están por una actuación diferente de la policía a la vivida hasta ahora en este país, tal y como prometían en época electoral. Si siguen la línea mentirosa y desvergonzada del equipo anterior, se situarán en su mismo nivel de responsabilidad.

¿Qué más necesitan? ¿A que están esperando?
El momento del CAMBIO DEL MODELO ha llegado.
Repetimos que ya es hora de asumir responsabilidades y de esclarecer los hechos y que las personas responsables de la muerte de Iñigo Cabacas paguen por ello.
Y reiteramos: este modelo policial está obsoleto, y es el momento de abrir el debate de cual es el modelo policial que precisa nuestra sociedad.
Desde la iniciativa popular “Iñigo gogoan” Decimos: ¡BASTA! Y JAKE al modelo policial.

versió en Euskera

Comunicat de premsa de la Iniciativa Popular Iñigo Gogoan

IÑIGO GOGOAN HERRI EKIMENAREN PRENTSA NOTA

Iñigo Cabacas hil zuteneko 2012ko apirilaren 5eko gauean ertzainen arteko elkarrizketen grabazioek, Garak argitaratu dituen horiek, arnasik gabe utzi gaituzte, amorruak jota. Grabazioek argiro erakusten dute Iñigo Cabacasen heriotza ez zela istripua izan, hilketa baizik. Eta hilketa horren arduradunek, eskuak Iñigoren odolez zikinduak dituzten horiek urtebete eman dutela beren erantzukizuna gezurren bidez zuritzen. Iñigo Cabacas hil egin zuten, eta hori gutxi balitz, urtebete eman dute gu iraintzen, informazioa ezkutatuz eta gaia desitxuratuz. Prentsaren bidez dakigu auzi honetaz dakigun egia apurra.
Baina zer da hau? Errespetu falta ikaragarria da, batez ere Inigoren senide eta hurkoentzat!

Denboraren iragaitek lehendik ere imajina genezakeena argitu digu: jende askok dauzka eskuak Iñigoren odolez zikinduak.

Zureak lehenak ‘Ugarteko’ jauna, giroa lasai zela eta arazorik ez zela jakin arren, Herriko tabernaren inguruetan zen jendearen aurka gogor oldartzeko agindu baitzenuen. Gertatutakoaren ondoren, zer segurtasun klase itxaron dezakegu zure moduko batengatik? Horregatik exijitzen dugu berehala egotz dezaten kargutik eta erabateko gaitasungabetzea ezar diezaioten.

Baina Ugarteko ez da eskuak odolez lohituak dauzkan bakarra: Rodolfo Aresek eta Felipe Varelak ere tamainako erantzukizuna dute, egia ezkutatzeagatik, gaia desitxuratzeagatik eta atentzioa desbiratzeagatik.
Gertakarien tokian zen ertzainetako batek pilota batek zauritutako pertsona bat zegoela jakinarazi zuen, eta batak zein besteak eginiko hainbat agerralditan behin eta berriro ukatu zuten horrelakorik gertatu zenik. Dagokien erantzukizuna saihesten baino ez dute egin indar, Aresek auzia argitu aurretik Barne saila utziz, eta Varela Sevillara aldatuz.
Baina gazte errugabe baten odol orbanak ez dira berez desagertzen. Gau hartan gertaturikoaren erantzuleak dira, haiek gidatutako Barne sailaren aginduz baitago hilik Iñigo Cabacas. Horrenbestez, egun dauzkaten karguetatik kentzeko exijitzen dugu.

Gau hartako operatiboan parte hartu zuten ertzainei dei egiten diegu planto egin dezaten, ez dezaten egin ezer gertatu izan ez balitz bezala. Pertsona bat hil zuten bertan ez zegoen poliziaburu baten aginduz!

EAJren egungo Eusko Jaurlaritzari eskatzen diogu ez ditzan jarraitu aurreko Jaurlaritzaren pausoak. Eta Iñigo Urkullu lehendakariak berak hautes kanpainan aipaturiko beste polizia eredu bat ezartzeko aukera balia dezala. Aurreko Jaurlaritzaren ildo lotsagarri eta arduragabeari segida emanez gero, erantzukizun maila berbera izango du Cabacasen hilketan.

Zer gehiago jakin behar dute? Zeren zain daude? Polizia eredua aldatzeko garaia da! Erantzukizunak asumitzeko ordua da, Iñigo Cabacasen hilketaren erantzuleak nor diren argitzeko, justizia egiteko. Baita zaharkitua dagoen polizia eredua errotik aldatzeko ere. Jendartean horren beharrezkoa den polizia ereduari buruzko eztabaidari ekiteko unea da
Iñigo Gogoan herri ekimenetik ozen esan nahi dugu: Xake polizia ereduari!

IÑIGO GOGOAN HERRI EKIMENAREN PRENTSA NOTA

Mai Més. 1 any sense l’Iñigo. 1 any sense justícia.

Avui fa un any que Íñigo Cabacas va morir, després d’estar uns dies en coma, a conseqüència de l’impacte al cap d’una bala de goma que li va disparar un policia de la Ertzaintza.
Des de Barcelona vam viure aquesta notícia amb angoixa, amb indignació i amb una immensa tristesa: una vegada una de les endiablades bales de goma que dispara la policia havia fet mal a un ciutadà, però aquesta vegada no li havia robat un ull, no li havia destrossat la melsa, no li havia trencat les costelles: li havia arrebatat la vida.

En aquella ocasió, tot i que l’evidència era massa gran com per negar-la, el conseller d’Interior del govern basc, Rodolfo Ares va esperar a que es practiques la autòpsia per aparèixer davant de les càmeres i dir que hi havia coses que s’havien de canviar.

Però després d’un any, la família de l’Íñigo encara no ha obtingut justícia, cap policia ha estat imputat, ja que s’han trobat amb una fiscalia sense voluntat per investigar els fets uns comandaments policials que no aclareixen el que va passar.

Per això ens sumem a la petició que des d’Euskal Herria li ha fet la Plataforma Iñigo Gogoan a la nova Consellera de Seguretat, Estefania Beltrán de Heredia: que passin de les paraules als fets, ja que segueixen veient a la policia sense número d’identificació, amb el rostre encaputxat i passejant les seves escopetes.

El que li va passar a l’Íñigo Cabacas pot repetir-se en qualsevol moment.
De fet, una setmana abans de la seva mort, a Catalunya 2 persones van perdre el ull a la vaga del 29 de Març i 6 mesos després l’Ester Quintana va resultat ferida en la vaga del 14 de novembre. I lamentablement, mentre es continuïn utilitzant les bales de goma, fets com aquests es repetiran.

Avui, com des de fa ja masses anys, som aquí per dir MAI MÉS.
Mai més un mort per una bala de goma, mai més mutilats per una bala de goma. Stop bales de goma!
Concentració d’homenatge, dimarts 9 de Abril a les 20H a la Plaça Sant Jaume de Barcelona.
cartell-9A_finalnew

 

Mai Més. 1 any sense l’Iñigo. 1 any sense justícia.